Cómo enfrenta el hinduismo un dilema ético-clínico

“Cómo enfrenta el hinduismo un dilema ético-clínico” completo en PDF.

Somos testigos cotidianos de cómo el mundo ha evolucionado y se ha transformado en un lugar cada vez más globalizado. Las culturas se han ido fusionando y ya no es extraño ver que, en la gran mayoría de los países, se vive una rica interculturalidad en la que conviven creencias, estilos de vida y sociedades de distintos orígenes. Chile no es una excepción. La comunidad hindú en Chile, con más de 1.400 integrantes, concentrados mayoritariamente en las ciudades de Iquique, Santiago y Punta Arenas, es uno de los grupos asiáticos más importantes en nuestro país. Ellos se desempeñan en las más diversas profesiones y han hecho de esta nación su segunda patria. Ante estos cambios poblacionales se hace necesario, especialmente para los médicos, comprender y conocer un poco más sobre todas las culturas que han afluido a nuestro país, para así entregar el mejor servicio desde un punto de vista integrador y comprensivo.

Para lograr este objetivo se realiza a continuación una revisión del hinduismo, su relación con la medicina y, a modo de aplicación, se discute un caso clínico que afecta a una familia hindú. Se analiza de qué manera el médico debiera enfrentarse al problema planteado, para así comprender cómo se resuelve un problema médico desde esa cultura y cómo el médico tratante debe abordar esta compleja situación. De esta manera, comprendiendo sus razones y métodos, se podrá advertir la importancia de comprender distintas culturas para lograr respetarlas en una bioética contemporánea que se hace progresivamente global.

Las teorías éticas aplicadas hoy en el cuidado médico tienden a basarse en un marco filosófico occidental frente a los grandes temas de discusión como el aborto, la eutanasia o el consentimiento informado. Sin embargo, la diversidad de pensamiento de las distintas culturas y tradiciones religiosas exige que los médicos sean sensibles y respetuosos de las diferentes perspectivas existentes, especialmente frente a problemas ético-clínicos. De esta manera, al buscar el médico el mayor “beneficio” para el enfermo, la definición de “bien” debiera establecerse de acuerdo a los valores y creencias del paciente mismo, los que no necesariamente coinciden con las del profesional tratante. En base a lo anterior, se hace necesario entender la bioética como una ética aplicada, cívica y no confesional, en la que las decisiones de la salud se deben tomar de manera compartida, pero principalmente en base a las creencias del paciente y no a las del médico.

En el hinduismo se piensa básicamente que detrás del universo visible (maya), al que atribuyen ciclos sucesivos de creación y destrucción, hay otra existencia eterna y sin cambios. Abandonar el ciclo de reencarnaciones (samsara) y retornar al universo espiritual constituye el mayor de todos los logros para los hinduistas1. En la corriente hinduista impersonal, Dios es denominado Brahman. Todos los demás seres son su expresión, por lo que se le considera el principio del universo. La presencia de diferentes escuelas dentro del hinduismo no debe ser vista como un cisma. No hay animosidad entre ellas sino, por el contrario, existe más bien un debate lógico que sirve para clarificar el entendimiento de cada escuela de hinduismo (…).

Compartir